Voluntariado

Sin duda, uno de los trabajos más gratificantes es el del voluntariado: dar parte de nuestro tiempo para ayudar a otros. Hay variadas formas de vivir el voluntariado en “El Salto”:

Recepción:

Ayudar en la recepción de pacientes es uno de los voluntariados más antiguos y necesarios en nuestro policlínico. Gran parte de nuestra labor se resume en el trato amable, cariñoso y atento hacia ellos, viendo en la persona que sufre a un hijo de Dios y en esta labor las voluntarias cumplen un rol fundamental.

Talleres en colegios:

Se necesitan monitoras que, previa preparación con un equipo especializado, puedan dar talleres en las escuelas y colegios del sector. Con temas tan variados como “Prevención de drogas y alcohol”, “Autoestima y afectividad”, “Autocontrol”, “Bulling”, etc. ayudamos a la formación integral de los niños. Estos talleres son complementarios con talleres para papás, que dictan alumnos de la Escuela de Psicología de la Universidad de Los Andes en las instalaciones del Policlínico.

Voluntariado creativo:

Cualquier otra ayuda que pueda prestarnos sólo tiene que contactar con nosotros.